AL BORDE DEL PRECIPICIO

Publicada en Publicada en General

EXTRAÍDO DE MI LIBRO EJECUTIVOS LA GRAN MENTIRA

(PLANETA 2003)

Celestino S., controller de Gestión en la empresa editorial T. S. Group, lleva semanas intranquilo. No es sólo que se hayan producido desviaciones negativas en ciertas partidas significativas del plan anual de gastos; no es sólo que apenas le queden quince días para estructurar toda la conversión informática de la compañía al nuevo Sistema A­I20 y el trabajo esté estancado … Hay algo más que acentúa su preocupación.
Desde hace casi un mes no despacha con el director general; éste
anula, de improviso, las citas programadas y casi parece ignorarlo cuando se cruzan por los pasillos. Además, los tres directores editoriales se reunieron la semana pasada para evaluar la situación presupuestaria y no lo avisaron. Hace dos días que enviaron un memorándum de París al director financiero sobre correcciones estadísticas y omitieron ponerle en copia. Algo está pasando… Cree leerlo, incluso, en los ojos de su secretaria, siempre tan bien informada, pero no se atreve a preguntarle.
Ayer fue a verlo juan B., de Recursos Humanos, para hablar de temas poco urgentes. En realidad, ¿qué quería? No discutieron sobre nada importante y, sin embargo, al irse, éste le preguntó: «¿ Cómo vas?
¿Estás contento?» ¿Qué significaban aquellas preguntas? ¿A cuento de qué se las formulaba? No podía ser sólo su imaginación … Su olfato pocas veces le ha follado. Algo está pasando y ese algo puede tener que ver con él y con su puesto. Quizá con la llegada del nuevo jefe de Auditoría Interna …
Hoy, por fin, ha tenido una reunión con el director general. Parecía más frío que de costumbre. No le ha preguntado siquiera por el Sistema A­r20. Celestino ha buscado en su mirada alguna pista, pero parecía la misma de siempre. Lo peor es que no le ha dicho nada… Ni bueno, ni malo … Algo está pasando … algo está pasando … Pero ¿qué?
¿O tal vez no?
Esta noche, mientras aparenta compartir la conversación con su familia, Celestino volverá a repasar, por enésima vez, todos los matices y los más mínimos detalles de los últimos acontecimientos, intentando desvelar una pista de lo que podría estar sucediendo … Si es que real­ mente sucede algo.

Comparte en tus redes favoritasShare on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedInPin on PinterestEmail this to someone

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *